La semana pasada, la increíble Gemma, creadora de Wasel Wasel compartió con nosotros un tutorial para aprender a tejer mitones. En esta oportunidad, nos muestra una receta para hacer pan de camote. Acá en Chile, conocemos esta papa dulce en preparaciones más bien limitadas y hacer pan con este ingrediente puede ser una forma de traerlo a la dieta diaria.

Es un tubérculo súper sano, porque tiene muchas vitaminas, fibras, betacaroteno, antioxidantes, hierro y todo lo que se supone que debemos consumir para tener un organismo saludable, pero lo cambiamos por completos.

Acá les dejamos la receta de Gemma.

Ingredientes para una barra grande de pan:

  • 125g. de camote cocido y hecho puré (cuece el camote y déjalo enfriar, después aplástalo bien con un tenedor).
  • 200g. de agua tibia (si reservas el agua de la cocción del camote, el pan queda aún más espectacular).
  • 375g. de harina de trigo normal.
  • 5g. de sal.
  • 12g. de levadura fresca (aprox. un tercio si usas levadura seca).

Mezcla el puré de camote con el agua tibia hasta que quede bien integrado. Luego en un bowl grande, mezcla la harina y la levadura, forma un hueco en el centro y añade la mezcla del paso anterior. Mezcla bien con una espátula o cuchara de madera. Añade la sal y amasa de la siguiente manera: traslada la masa a la encimera bien enharinada, pliega la masa sobre sí misma durante 5 ó 10 segundos. Luego deja que repose 10 minutos.

Repite el plegado y el reposo tres veces más. Coloca la masa en un bowl untado en un poco de aceite (lo justo para que no se pegue) y cúbrelo con film transparente. Deja que fermente hasta doblar su tamaño (1 ó 2 horas dependiendo de la temperatura ambiente).

Cuando haya doblado de tamaño, vuelca la masa en la encimera de nuevo y desgasa presionando con los dedos. Ahora es el momento de darle la forma deseada: hogaza o barra. Yo hice una barra grande tipo rústico. Coloca la masa sobre un papel de horno, espolvorea con harina y cúbrela con un paño. Deja que repose hasta que vuelva a crecer, pero sin llegar a doblar de tamaño.

Hornea a 220º durante 15 minutos (es importante crear vapor en esta primera parte del horneado, puedes usar una bandeja de hierro en la base del horno a la que añadirás medio vaso de agua) y luego baja la temperatura a 180º y hornea otros 25-30 minutos aproximadamente. Al sacarlo del horno, deja que enfríe sobre una rejilla.

Author

Wasel Wasel es el blog de Gemma, una tejedora compulsiva. En su web, además de lindos tutoriales es posible participar de sus talleres de manualidades.